Login

1.- LA COGENERACIÓN

 La cogeneración puede jugar un rol clave en las estrategias energéticas europeas y nacionales ya que esta tecnología de producción de electricidad y calor contribuye directamente a los tres pilares fundamentales de la política europea: cambio climático, seguridad de suministro y competitividad. Con 6.200 MW instalados a principios del 2009, la cogeneración cubre un 12% de la demanda eléctrica total de España y representa un 6,5% de la capacidad de producción eléctrica.

Ello supone un ahorro de 1.300 GWh/año de pérdidas del sistema ya que la cogeneración se conecta al nivel de distribución. La cogeneración ahorra energía primaria, estimada en 20.000 GWh/año, lo que supone menor importación de combustible (incremento de autoabastecimiento, situado en 21,6% en el 20083) y consecuentemente ahorra emisiones de gases de efecto invernadero, estimadas en torno a 5 Millones tCO2/año, que se traducen en 167 M€ (con un promedio de precio de derechos de emisión de 18,6 €/tCO2 durante el PNA II). Mientras el régimen especial en su conjunto tiene un coste medio de la electricidad en bornes de usuario (baja tensión) de unos 124 €/MWh, superior a los 95 €/MWh de coste del régimen ordinario, la electricidad de cogeneración tiene un coste medio inferior (87 €/MWh). Por ello la cogeneración ahorra al sistema entorno a 180 MM€/año. Finalmente, el parque de cogeneración ahorra la producción de la electricidad autoconsumida, que no debe producir el sistema y que se estima en 10.000 GWh/año, lo que evita costes de producción y de acceso estimados en unos 950 MM €/año adicionales.

 1.1.- Queda un gran potencial por desarrollar

El impulso transmitido a la cogeneración con la publicación del RD661/2007 y de la transposición de la Directiva Europea para la promoción de la cogeneración en el RD 616/2007 debió de empezar a hacerse en 2009. Este impulso se ha visto claramente atenuado por la situación de recesión económica que ha tenido implicaciones para la cogeneración en dos sentidos: ha repercutido negativamente en el tejido industrial español, lo que ha incrementado el riesgo cliente y ha endurecido por tanto las condiciones de financiación de los proyectos y de aportación de recursos propios, impidiendo en muchas ocasiones que se llevaran a cabo. Adicionalmente a este problema coyuntural, existen una serie de barreras pendientes para el desarrollo de la cogeneración, entre las que cabe destacar especialmente la dificultad de interconexión a la red eléctrica que actualmente está frenando severamente el progreso de muchos proyectos. Otra de las grandes barreras es el límite de potencia de 50 MW en régimen especial y hasta de 100 MW en régimen ordinario. Para poder desarrollar el potencial de 8.400 MW en 20124 se debe trabajar en la eliminación de estas barreras. Finalmente señalar que España cuenta con un alto grado de penetración de la cogeneración en el sector industrial, mientras se encuentra poco desarrollada todavía en el sector terciario, donde cabe esperar un alto desarrollo de cogeneración de pequeña escala y microcogeneración. La madurez del desarrollo de las redes de combustible, de electricidad y de comunicaciones permite que hoy podamos autogenerar electricidad en cualquier punto. Si además existe demanda de calor es posible cogenerar con alta eficiencia.

 

2.- LA COGENERACIÓN EN ESPAÑA. UNA TECNOLOGÍA MADURA Y CAPITAL EN EL PARQUE DE GENERACIÓN ELÉCTRICO

El parque de cogeneración contaba con 6.170 MW a principios del 2009. Ello representa un 6,5% de la potencia total instalada del parque de generación español (94.762 MW) en el 2008, un 13,5% de la potencia máxima demandada y un 12% de la demanda eléctrica nacional en 2006.

 

Figura 1. Potencia instalada de cogeneración en España (MW) por rangos de potencia. Fuente: CNE, Información Estadística sobre las Ventas de Energía del Régimen Especial 2009.

 

La mayor parte de la potencia instalada se encuentra entre 1 MW y 25 MW (Fig. 1). El total de número de plantas instaladas en España a principios del 2009 era de 883, siendo las plantas entre 1 MW y 10 MW las más numerosas. El parque de cogeneración posee un rendimiento eléctrico entorno al 29% y un rendimiento global entorno al 80%.

 

 

Figura 2. Distribución de la energía cogenerada por sector industrial. Fuente: MITYC. Informe Anual. 2006.

 Las plantas de cogeneración cuentan con un gran desarrollo en el sector industrial en España. Los subsectores más desarrollados son el papelero, refino, química y petroquímica y alimentación así como en construcción (Figura 2). Existe sin embargo un gran potencial de cogeneración en el sector residencial y pequeño y mediano terciario.

En lo que a combustibles empleados en cogeneración se refiere, las plantas de cogeneración emplean gas natural en un 76%. Siguen a este combustible fuel oil y gas oil (18%) y gas de refinería (4%).

La distribución por comunidades autónomas muestra como el 22% de la potencia de cogeneración se encuentra en Cataluña, seguida de Andalucía, Valencia y Galicia (entorno a un 11% de la potencia instalada), siendo prácticamente inexistente en Extremadura, Canarias o las Baleares.